Blogia
Informacion Alternativa en Extremadura

La rotura de varios fusibles ocasiona la parada automática del reactor de la central de Almaraz

La rotura de varios fusibles ocasiona la parada automática del reactor de la central de Almaraz MADRID.- La rotura de varios fusibles por un problema de cableado ha ocasionado la parada automática del reactor de la Unidad I de la central nuclear de Almaraz, en Cáceres, que no ha supuesto riesgos radiológicos para los trabajadores, la población o el medio ambiente, según ha informado el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN).

El CSN recibió el martes a las 16.30 horas, siguiendo el procedimiento reglamentario, una comunicación sobre un suceso notificable por parte del titular de la central nuclear de Almaraz I, consistente en una parada automática del reactor.

Este hecho se produjo como consecuencia de la parada automática de la turbina, que es el sistema encargado de transformar la energía mecánica en eléctrica, según está previsto en el diseño de la planta. En cuanto los sistemas informáticos de la central detectan el más mínimo problema que pueda afectar a la seguridad de la misma, el reactor se para de forma automática. En esta ocasión, cuando se produjo el incidente, el reactor estaba funcionando al 100% de su capacidad.

Según confirmaron fuentes del CSN a elmundo.es, la parada se produjo no porque hubiera algún problema en el reactor, sino porque al cortarse el suministro eléctrico, "sería 'desperdiciar' la energía generada por la turbina de vapor si el reactor siguiera en funcionamiento".

La causa del suceso fue la rotura de varios fusibles debido a un problema de cableado, lo que provocó la actuación de los sistemas de protección del generador eléctrico, y consecuentemente de la turbina y del reactor, con la actuación correcta de los sistemas de seguridad.

Además, la rotura de los fusibles se produjo antes de que el daño en el cableado fuera de importancia, lo que evitó problemas en el reactor. La central no se quedó en ningún momento sin suministro eléctrico, puesto que estuvo alimentada por generadores auxiliares.

El cableado, en el punto de mira
Para Greenpeace, los problemas con el cableado de las centrales pueden provocar un fallo grave en alguna de las instalaciones. Según Carlos Bravo, responsable de nucleares de la organización, aunque el suceso de Almaraz no es grave, sí pone de manifiesto que los problemas con el mal estado de los cables de muchas plantas son generalizados. "Es necesario que el CSN pida y haga una revisión en profundidad de todo el cableado de las centrales, cueste lo que cueste, si no queremos que se repita un incendio como el de Vandellós I, que se produjo de forma similar", señaló.

La organización ha detectado, en un informe sobre la seguridad de Vandellós II hecho por el CSN, que en dicha central hay "kilómetros de cables en muy mal estado, algunos de ellos sumergidos en agua, lo que podría suponer un grave riesgo de que se produzca un fallo por incendio o cortocircuito en un sistema importante de la planta".

Una vez que se hayan reparado los fusibles y se realicen las comprobaciones de seguridad de los cables, la central volverá a estar plenamente operativa. Este incidente se ha clasificado provisionalmente en la Escala Internacional de Sucesos Nucleares (INES) con el Nivel 0 "por debajo de la escala, sin trascendencia para la seguridad".

Periódico El Mundo: http://www.elmundo.es/elmundo/2006/05/03/ciencia/1146655469.html
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres