Blogia
Informacion Alternativa en Extremadura

Waechtersbach: No hay futuro

El proyecto alternativo con el que los trabajadores pretendían gestionar la fábrica de cerámicas tras su quiebra no logró materializarse. Las decisiones judiciales para liquidar las deudas, la falta de apoyo político y técnico, la labor de zapa de UGT y la poca confianza en las propias fuerzas del colectivo son elementos clave para explicar el fracaso de una alternativa autogestionada para la fábrica.

La moral del colectivo de 40 trabajadores que plantó cara a la quiebra de la Waechtersbach y al despido de sus trabajadores a través de un proyecto alternativo para hacer viable la fábrica bajo gestión obrera vive sus horas más bajas. Los trabajadores dan prácticamente por acabada la lucha tras tras la presentación ante el Juez del Plan de liquidación de activos elaborado por los administradores concursales. A partir de septiembre  comenzarían a salir a subasta los terrenos y los bienes. Con ello las posibilidades de que el colectivo de trabajadores pudiese disponer de la planta y maquinaria para levantar la producción desaparecen. La valoración de los activos no refleja sin embargo el valor real de los terrenos (especialmente de la parcela anexa sobre la que se ciernen sospechas de pelotazo), que según los trabajadores cubriría la mayor parte de la deuda sin tener que desmantelar la planta. Parece que una nueva tasación puede imponerse, pero no detendrá el proceso legal de liquidación.

El colectivo de trabajadores, que cobraron ya del FOGASA gestionándose con rapidez las cantidades adeudadas, se encuentra desmovilizado y desmoralizado, tras años de lucha, declaraciones, reveses y juego político engañoso. Las movilizaciones, la solidaridad (como la recibida de la Zanon argentina) y el apoyo  ciudadano consiguieron que una alternativa viable al desmantelamiento se considerase seriamente a todos los niveles. Los encuentros con Ibarra y el Alcalde de Cáceres arrancaron el apoyo político e institucional para el Proyecto alternativo de los trabajadores, pero transcurrida la efervescencia mediática, a la hora de la verdad el Ayuntamiento difuminó un apoyo cosmético y el PSOE hace pocos días que retiró su apoyo retractándose del compromiso inicial, declarando en la Asamblea de Extremadura que el proyecto es inviable y que no será apoyado por el ejecutivo. Tras los supuestos apoyos políticos y en lugar de profundizar en la movilización, el colectivo se vió envuelto en el tiempo político y sobre todo judicial, mientras que flaqueaba la confianza en las propias fuerzas para sacar adelante la iniciativa. El apoyo técnico que los trabajadores demandaban a las instituciones o no llegó o cumplió una función desmovilizadora. Falló un asesoramiento alternativo. El proceso judicial marcaba una rígida pauta contraria a los intereses del colectivo y sólo atenta al interés mercantil, que es mucho el que está en juego. La labor de zapa de UGT, que desde el inicio asumió la liquidación rápida como objetivo, y la falta de apoyo real de CCOO a su delegada acabaron por minar la moral de la mitad de la plantilla que había decidido  luchar por sus puestos de trabajo. Hoy por hoy, solo un puñado escaso de trabajadores sigue dispuesto a seguir luchando por otra salida social y colectiva. Desde CGT hemos prestado y seguimos prestando todo nuestro apoyo humano, técnico y material a los trabajadores, hemos demandado apoyo real de las instituciones a un proyecto de economía social para la fábrica y seguimos considerando que es viable una Waechtersbach gestionada por sus trabajadores.

La experiencia de la Waechtersbach pone también de manifiesto que se precisa de una actualización técnica y legal, un trabajo colectivo y coordinado de investigación social y económica, sobre las nuevas posibilidades reales de autogestión obrera, sobre todo en lo relativo a la recuperación de empresas en quiebra por sus trabajadores, con objeto de dotar a las futuras iniciativas de una apoyatura y asesoramiento sólidos y viables. Desde el ámbito académico, político o empresarial, no puede surgir ese conocimiento. Solo puede emerger desde la experiencia, el trabajo compartido, la lucha y la solidaridad.

Waechtersbach venderá sus terrenos y edificios en subasta (El periódico Extremadura (28-7-06)

http://www.agora.ya.com/cgtcaceres/

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres