Blogia
Informacion Alternativa en Extremadura

Hoy se estrena la película "Borat" en España: pases en Extremadura.

Hoy se estrena la película "Borat" en España: pases en Extremadura.

Cines Conquistadores de Badajoz

Cines la Dehesa de Cáceres

Cines Victoria- Las Cumbres de don Benito

Cines el Foro de Mérida

Multicines Alkázar de Plasencia

 

Sobre la película:

Para ser una simple comedia rodada con aspecto de falso documental, Borat ha resultado ser un experimento cinematográfico con una sorprendente capacidad de revelación en su retrato de la sociedad estadounidense. Borat es un falso periodista de Kazajistán, tosco, antisemita, ignorante y profundamente pueblerino. Su bochornoso viaje a través de Estados Unidos para "conocer y aprender" es desternillante y vergonzoso a partes iguales; enfrente, los protagonistas involuntarios de su reportaje proporcionan una aproximación única a los valores más profundos de este país.

Se presenta como Borat Sagdiyev, estrella de la televisión pública de Kazajistán. Supuestamente tiene el encargo directo de su Ministerio de Información de viajar a Estados Unidos para realizar un documental sobre los avances de la vida moderna que proporciona ese país -escaleras mecánicas, tiendas de armas- y su posible aplicación en Kazajistán.

Borat es, en ese sentido, una versión cómica de las películas de Michael Moore, un experimento cinematográfico que detecta al mismo tiempo los peores pecados de esta sociedad y el ansia por pertenecer a ella. Borat se viste con los colores de la bandera americana para cantar el himno en un rodeo del que tiene que salir corriendo antes de ser linchado; cuando le ceden el micrófono ante miles de personas que creen estar realmente ante un periodista del Este europeo, Borat grita "¡Viva George Bush y su guerra del terror!", y el público jalea "¡Viva!". "¡Ojalá que George Bush mate a todos los iraquíes!", y algunos gritan: "¡Ojalá!". Borat quiere ser americano, quiere vestir como ellos y hablar como ellos, pero su origen rústico y su desconocimiento absoluto de las reglas del decoro convierten al sufrido periodista en un paleto en la gran ciudad. En algunos Estados todavía hay órdenes de arresto contra él.

La peor parte se la llevan los pobres habitantes de Kazajistán, vinculados ya de por vida al salvajismo aldeano con el que son retratados por Borat. El Gobierno de ese país ha lamentado que la película divulgue una imagen "de mal gusto y mala educación incompatible con la ética y el comportamiento civilizado de los ciudadanos de Kazajistán"; su ministro de Exteriores estudia demandar a los productores. El Gobierno de Kazajistán se ha visto obligado a invertir enormes cantidades de dinero en reportajes publicitarios en los principales periódicos de EE UU para intentar demostrar que es un país refinado. Cuentan que el mes pasado cuando el presidente, Nursultan Nazarbayev, visitó la Casa Blanca, mostró en el Despacho Oval su indignación por haberse convertido en el hazmerreír de la industria cinematográfica.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres